¿Cómo se forma el acné?

Hiperseborrea: Debido a alteraciones hormonales, más frecuentes en la adolescencia se ve aumentada la producción de grasa que se acumula dando lugar a las espinillas y los puntos negros.

Hiperqueratinización: Normalmente las células de la piel se renuevan, las células muertas se desprenden y se reemplazan por células nuevas. Este proceso no siempre es perfecto y en ocasiones las células muertas se pegan unas a otras y esto, junto al exceso de grasa producida, provoca el taponamiento del poro acumulándose grasa en el interior.

Inflamación: El exceso de grasa acumulado provoca el crecimiento de una bacteria de la piel, provocando un efecto irritante, desencadenando una inflamación secundaria y apareciendo los granos.